18 de enero de 2011

Reseña de En la cama con el príncipe ~ Sabrina Jeffries

¡Hola, hola! Como sabéis hace unos días llegó a mi estantería una trilogía nueva de Sabrina Jeffries. Hablo de la Real hermandad de los bastardos. Como ya me leí el primer libro os dejo la reseña. ;)


Título: En la cama del príncipe 
Título original: In the Prince's Bed
Serie: La Real Hermandad de los Bastardos I
Autora: Sabrina Jefries
Traducción: Iolanda Rabascall
Editorial: Roca. Terciopelo Bolsillo. 
Encuadernación:Tapa dura 
Páginas: 384
PVP: 6,95 €
ISBN: 978-84-92617-50-0
Primeros capítulos: Aquí

Sinopsis:
Katherine Merivale, debe contraer matrimonio para acceder a la fortuna que le dejó su abuelo. Está enamorada de su amigo Sir Sydney Lovelace desde que era una niña, y su deseo más íntimo es casarse con él, pero Sydney no se decide a dar el paso.
Entre tanto, Alexander Black, conde de Iversley, regresa a Inglaterra tras la muerte de su padre para hacerse cargo de los bienes familiares, pero lo que encuentra es una mansión desvencijada y un sinfín de deudas. Consciente de que su única oportunidad es casarse con una rica heredera, traza un frío y calculado plan para apartar a Katherine de su pretendiente.
La resistencia inicial de la joven supone un desafío para Alexander, que utiliza todas sus artes de seductor para conseguir el corazón de la joven. Pero las tornas cambian y, para su sorpresa, descubre que la rebeldía de Miss Merivale despierta en él una pasión irrefrenable. Ahora, su lucha consiste en evitar que Katherine averigüe que sólo buscaba su fortuna.


Opinión personal: 
¡Me ha encantado! Estoy muy contenta porque me encantan los libros que me enganchan, y si a eso le sumamos un toque de humor de vez en cuando... Siempre me ha gustado mucho la novela romántica histórica y no es que me apasione que haya sagas y continuaciones ya que al igual que todo, tiene sus ventajas y sus desventajas. Pero también es cierto que cuando hay varios libros en los que aparecen los mismos personajes, como que tiene cierto encanto. Cada libro tiene sus personajes principales y secundarios y según un libro u otro sus roles cambian y se los puede conocer desde diferentes perspectivas. 
Pero no es oro todo lo que reluce. Lo que no me gusta nada son los títulos de los libros, ¿por qué en la cama del príncipe, si él no es príncipe? Ya me ha pasado con algún que otro libro, ¿por qué un título que puede llevar a equivocaciones? Me explico, cuando ves ese libro dices, "verás seguro que es muy erótico" y ése título es muchas veces el culpable de que no lo compres o de que tengas reparos en leerlo. A mí a veces me ha pasado y luego no tiene absolutamente nada que ver, es decir, no es un libro tan erótico como podemos pensar en un principio, no tanto como da a entender el título.
Otra de las cosas que le resta puntos es la traducción. Es bastante buena, pero hay dos palabras que tela... en un libro ambientado en el S.XIX ¿se decía "genial" o "pillar" frío? ¡Es una metedura de pata impresionante! Ay, si yo trabajara en la editorial y me hubiera dado cuenta de eso... aunque a lo mejor en las siguientes ediciones lo han corregido pero creo que es algo que ni siquiera en la primera edición puede pasarse por alto.

Así que... a pesar de que debería bajar bastante la nota por esto último le doy un 8/10


3 comentarios:

  1. Hola!! Bueno, gracias por seguirme y ahora también tu tienes un seguidor más.
    Ese libro tiene muy buena pinta y es bastante barato,i algún día me lo encuentro me lo compro seguro.
    Bueno que yo también me he leido los 4 primeros libros de true blood, ya nos quedan menos jeje

    Besoooooos

    ResponderEliminar
  2. Me alegro mucho que te haya gustado la novela. Para mí la segunda es la mejor de la serie.
    Estoy contigo en lo de los títulos, tampoco lo entiendo. Y lo de las palabras también coincidimos, a mí una cosa que me llama bastante la atención en todas las novelas de esta autora es que cuando un hombre quiere conquistar a una mujer se diga que quiere festejar con ella en vez de cortejar. No lo entiendo pero me imagino que es culpa de quien la traduce.

    Un beso
    Dácil

    ResponderEliminar
  3. Ya, a mi lo de festejar no me sorprendió tanto, lo mismo en esa época era más común esa palabra. Ni idea. Estudié traducción por eso le doy tantas vueltas a estos temas, jeje.

    ¡Nos leemos! ;)
    Azalea

    ResponderEliminar